jueves, 12 de mayo de 2011

Anda, madura ya...

Piensas que todo va mal para mi, que no sé hacerlo yo misma y no puedo seguir adelante yo sola; que no me entero de nada y que sólo sé quererte; que los recuerdos me invaden y que estoy ciega y sorda. Pues no. Estoy mejor que nunca, he aprendido a ser sin ti, y a seguir adelante sin mirarte; me entero de todo lo que tiene que ver contigo, pero me he vuelto inmune y... ya te olvidé, pasaste a ser un triste pasaje más de mi corta vida; los recuerdos... ¿qué recuerdos? se borraron. Y, por cierto, no estoy ciega, bueno sí, para mirarte sí, ahora prefiero no hacerlo, y, ¿sorda? ¿Acaso no conoces el dicho de "A palabras necias oídos sordos"? Anda, madura de una vez...

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada