domingo, 17 de abril de 2011

He aprendido a llorar, y a la vez a reír; he aprendido a caerme, pero también a levantarme; he aprendido a ser un obstáculo, pero también a ser un empujón en el camino; he aprendido a deshacer, pero también puedo hacer; he aprendido a soñar, y a hacer mis sueños realidad; he aprendido a volver, y a ir; he aprendido a desaparecer, pero también aparezco de vez en cuando; he aprendido a salir de la vida de quién no me necesita, pero también he aprendido a quedarme donde hay alguien que me aprecia y me quiere; he aprendido a hacer lo que la gente dice, pero suelo hacerle caso a mi corazón.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada